Archivos para enero, 2014

El vaso roto.

Publicado: 22 enero 2014 en Reflexionando.....
Etiquetas:, , ,

En general, las personas consideran el optimismo como una virtud y el pesimismo como un defecto.
En realidad no existen el optimismo y el pesimismo, y tampoco exiten la virtud y el defecto.
Simplemente son cuatro conceptos comparativos basados en un juicio de valores totalmente parciales.

Hay quien ve el vaso medio vacío y esto es malo.
Hay quien ve el vaso medio lleno y esto es bueno.

Hay quien ve el vaso vacío y esto es aún peor.
Hay quien ve el vaso lleno y esto es aún mejor.

Hay quien ve el vaso y esto no es ni malo ni bueno ni mejor ni peor.

Y luego está quien no ve el vaso, y esto ES.

Rompa el vaso y será.

Anuncios

5 ¿Cómo puede ayudarnos el Budismo?

El Budismo nos enseña que solamente hay una mente en el Universo y más allá de él.

Los Budistas que dedican su tiempo y energía a la práctica del Budismo alcanzarán el estado de Nibbana en sus vidas diarias porque ellos ahora tienen la habilidad de ejecutar sus actividades o deberes necesarios con no-sufrimiento.
El budismo es la medicina para un mundo enfermo.
Busca cultivar la paz, el alivio, la ética firme, la reconciliación, las buenas relaciones y unas vidas más felices. No es simplemente un planteamiento hacia la felicidad y salvación individual, sino que está enfocado principalmente a proporcionar esos supremos beneficios al mundo en general.
No podemos sanar a los privilegiados sin emancipar a los oprimidos, más de lo que podemos sanar a la humanidad en su conjunto sin sanar a la naturaleza.

El budismo, por lo tanto, nos enfrenta a una elección. En el corazón del mensaje budista está la idea de que las personas son lo que hacen, y lo que hacen tiene consecuencias.
Puesto que tenemos una vida, y puesto que eso significa que debemos actuar, y puesto que las acciones tienen consecuencias, lo que hacemos tiene gran importancia.
Si nuestros actos se llevan a cabo desde la ignorancia de la gran enfermedad, únicamente agravaremos el problema.

David Brazier dijo: El budismo es también un grito desde el corazón. Buda salió de su palacio porque no podía soportar más vivir en la opulencia mientras tantos otros sufrían enfermedades, pobreza y muerte prematura.
Este grito, no obstante, no es solamente emotividad; es también un sabio camino de principios que trae al practicante el conocimiento de estar en el buen camino así como de estar trayendo beneficios para el mundo.

La razón por la que (los budistas) estudiamos las enseñanzas del Buda es que al vivir en este mundo nos vemos confundidos por un buen número de problemas que necesitan ser resueltos.

Muchas personas se encuentran ahora en una búsqueda espiritual de un camino que conduzca a sus mentes hasta la paz y la apertura. Han descubierto que las normas del mundo que enfatizan la felicidad material no traen paz y seguridad reales; al contrario, conducen a más dolor e insatisfacción.

Para estas personas, el Noble Camino Óctuple del Buda, ejemplifica una vida sencilla y de satisfacción. Una vida que es abierta y libre. Él enseñó los métodos para liberar nuestras mentes de la lujuria, el odio y la ilusión, y comenzó enseñando a sus discípulos cómo tener una mente abierta que se expandiera más allá de sus limitaciones presentes, de forma que pudieran examinar con comprensión.

En el Sutra de los kalamas, Buda declaró explícitamente que debíamos examinar e investigar siempre y no seguir ninguna creencia de forma ciega.
Todas estas advertencias tienen el propósito de abrir y expandir nuestra experiencia para que no nos apeguemos a ninguna doctrina particular sin una investigación profunda (U Vimalaramsi).

Siguiendo el Noble Camino Óctuplo, “Ariya-Magga”, que significa la práctica de la no-violencia hacia todos los seres vivientes a través de la práctica del Correcto-pensamiento, el habla-Correcta, las acciones corporales-Correctas, el modo de vida-Correcta, y así sucesivamente, es la Rectitud del Budismo.

Si fuéramos a preguntar a nuestros ancestros, “¿Qué es la rectitud?”, ellos responderían, “Practicar la no-violencia hacia nosotros y los demás.” ¿Por qué responderían de tal forma?
Ellos conocen que la Filosofía y la Ciencia son materias ilimitadas, y que cada uno se apega a su propia forma de rectitud.
Además ellos saben que cada rectitud ofrece beneficios variados en diferentes aspectos. Por la paz y la felicidad de la sociedad, ellos tienen solamente una respuesta: “¡Cada uno debe practicar la no-violencia!”